Quiero alquilar mi piso: pasos a seguir

“Quiero alquilar mi piso”. Esta frase es el inicio de todo un proceso que, la mayoría de las ocasiones, suscita muchas dudas. Y la pregunta más recurrente en estos casos es… ¿por dónde empiezo? La primera vez que una persona pone su inmueble en alquiler es normal que aparezcan decenas de dudas sobre el procedimiento a seguir. Llevar a cabo un proceso de arrendamiento implica toda una serie de trámites ineludibles para proceder a un alquiler seguro y legal. ¿Quieres conocer cuáles son?

Cédula de habitabilidad 

“¿Cuál es el primer paso que debo dar si quiero alquilar mi piso?”. Para poder cumplir con todas las especificaciones legales del proceso, como propietario o propietaria deberás recopilar diversos documentos imprescindibles. Uno de ellos es la cédula de habitabilidad, que acredita que tu vivienda cuenta con los requisitos mínimos para poder ser habitada por un potencial inquilino. 

Esto documento es expedido por los ayuntamientos y solicitarlo es muy sencillo: muchos lugares permiten realizar el trámite de forma telemática, aunque en ocasiones será necesario personarse en el sitio. Los requisitos para recibir la cédula de habitabilidad pueden variar de una comunidad a otra; en cualquier caso, sí que deberás pagar la tasa correspondiente y remitir una fotocopia del DNI de la persona propietaria de la vivienda

Para su emisión, también será necesario que un técnico autorizado se persone en el inmueble y certifique a través de una inspección que todo está en orden.

Certificado de eficiencia energética 

Además de la cédula de habitabilidad, también necesitarás otro documento para alquilar tu piso de forma legal. El Certificado de Eficiencia Energética es un documento donde se especifica la cantidad de CO2 que tu vivienda emite a la atmósfera. Este certificado tiene una validez de 10 años desde su fecha de expedición y para obtenerlo también necesitarás que te visite un técnico autorizado. 

Una vez realizada la inspección y pagada la tasa correspondiente, tu piso obtendrá una etiqueta energética en la que constará una letra perteneciente a una clasificación. La letra G se otorga a los pisos que más CO2 emiten, mientras que la A corresponde a los pisos que producen menos emisiones. Esta información, además, también deberá aparecer en tu anuncio de alquiler. 

Alquiler seguro con Kasiky 

Ya con todos estos documentos legales en tus manos, ¿cuál será el siguiente paso a dar si quiero alquilar mi piso? Muy fácil: registrarte en Kasiky

Nuestro portal inmobiliario no solamente es un excelente lugar para publicar el anuncio de tu piso de alquiler, sino que también te permitirá realizar todo el proceso de tramitación a través de los conceptos de digitalización y transparencia. ¡Y todo ello sin comisiones! En Kasiky conocemos las necesidades de los propietarios y de los inquilinos, y por ello representamos el alquiler seguro y de confianza. Olvídate de las agencias inmobiliarias y lleva a cabo todo el proceso a través de Kasiky; te daremos el soporte necesario y no te sentirás solo en ningún momento del proceso.

Contrato legal

Una vez hayas encontrado el inquilino ideal a través de Kasiky, deberás redactar un contrato de alquiler acorde con lo establecido en la Ley de Arrendamientos Urbanos. Eso significa que si quiero alquilar mi piso, en el documento tienen que quedar claros los derechos y obligaciones de ambos participantes en el proceso de arrendamiento. También han de quedar plasmados todos los puntos pactados por ambas partes para evitar posibles conflictos legales en un futuro. 

Quiero alquilar mi piso: ¿qué fianza pido? 

Como propietario, también deberás tener en cuenta la cuestión de la fianza antes de formalizar el contrato. La fianza es la cantidad económica de uno o varios meses de alquiler que se paga de forma anticipada. Normalmente la suma solicitada es de uno a tres meses de alquiler. Tendrás que decidir la cantidad que deberá abonar el inquilino y depositarla en el organismo correspondiente a tu comunidad autónoma. 

De esta manera, una vez finalizado el contrato, esta fianza será devuelta a los inquilinos -a excepción de posibles importe a deducir, como sería el caso de desperfectos o de hipotéticos pagos del alquiler a deber-. En cuanto al cobro mensual del alquiler, para estar seguro de que como propietario obtendrás el cobro sin problemas, en Kasiky ofrecemos un completo servicio de gestión y seguimiento de las facturas. En el caso que los inquilinos no paguen el alquiler, aplicamos una filosofía de tolerancia 0, ejecutando de forma automática el desahucio en caso de impago.

¡Únete al alquiler seguro con Kasiky!

trámites alquiler
Compártelo

Únete al alquiler seguro y sin comisiones de Kasiky

¡DESCUBRE MÁS!